Por José Luis Nicolás

ARZOBISPADO SUMA 15 NUEVOS ESPACIOS ECLESIALES PARA ENFRENTAR CRISIS SANITARIA Y ACOGER A ENFERMOS Y PERSONAS EN SITUACIÓN DE CALLE

Foto de artículo

A las cuatro casas de retiro ya ofrecidas a la autoridad la semana pasada, el Arzobispado de Santiago ha sumado dos de sus edificios institucionales (Vicaría Esperanza Joven y Vicaría para la Educación) y trece infraestructuras parroquiales, para colaborar con el Gobierno en la prevención, mitigación y control de la crisis producida por la pandemia del COVID-19.

La infraestructura se encuentra ubicada en el casco histórico de Santiago, lugar crítico por la presencia de numerosas personas en situación de calle, y donde el Ministerio de Desarrollo Social ha pedido especial colaboración en la facilitación de espacios que puedan funcionar 24/7 como albergues y centros de acogida para 20 personas cada uno.

Los espacios ofrecidos por el Arzobispado, y que la autoridad debe evaluar para su uso con adultos mayores y enfermos crónicos en situación de calle, son los siguientes: edificio Vicaría de la Esperanza Joven, edificio Vicaría para la Educación, Parroquia Santa Lucrecia (Teatro Huemul), Parroquia San Gerardo (Teatro), Parroquia San Saturnino (Galpón), Parroquia San Andrés (Dependencias), Parroquia Santa Sofía (gimnasio y Salón), Parroquia Santa Ana (Dependencias), Parroquia Perpetuo Socorro (Salas, salón y multicancha), Parroquia Inmaculado Corazón de María (Salón), Parroquia San Pablo (Salas), Capilla San Felipe de Jesús (Gimnasio y galpón), Parroquia Sagrado Corazón de la Alameda (Salas, comedor y salón techado), Capilla San Francisco de Reggis (Salón) y Parroquia la Asunción (Templo). El Arzobispado de Santiago continúa realizando un levantamiento para ofrecer espacios eclesiales adecuados en otras zonas de la arquidiócesis, siempre en diálogo con los párrocos y con las autoridades civiles.

A+ A- Imprimir artículo